¿Cómo invertimos en construir el Reino?

Queridas amigas:

Jesucristo vivió el amor de Dios a través de Su ministerio personal, que incluye proclamar “las buenas nuevas a los pobres,” (Lucas 4:17-18)

El evangelio tiene el poder de transformar el corazón, la mente y el alma. Es la única cosa que puede cambiar radicalmente las vidas de aquellos que experimentan el trauma emocional, físico y espiritual de la pobreza. El cambio puede suceder cuando nos agarramos a una visión dada por Dios mientras comenzamos a vernos como nos ve Dios. No importa cuáles son nuestras circunstancias, sino quién es Dios, podremos ser mujeres de esperanza. Él está cerca, Él es poderoso, fiel, es un refugio (Salmo 46:1; Salmo 34:18¸2ª. Tesalonicenses3:3; Salmo 29:4) Así como invertimos en construir el reino, RTM Mujeres de Esperanza está haciendo muchas cosas para permitir que las mujeres sepan que ellas no son olvidadas y que Dios ve a través de lo que están pasando. Aquí te describimos algunas maneras:

  • Los programas RTM Mujeres de Esperanza proveen a las oyentes una manera de conocer que Dios se interesa en ellas, y que les dará fuerza, coraje y determinación para guiarlas aún a través de las más difíciles circunstancias.
  • Los miembros del equipo de RTM Mujeres de Esperanza y los intercesores proveen entrenamiento en habilidades, consejos sobre finanzas, seminarios sobre cuidados de la salud o regalos de alimentos y ropas para aquellos en necesidad. • RTM Mujeres de Esperanza provee aparatos de radios, aparatos para MP3 y otros aparatos para mujeres que están deseosas de escuchar los programas de RTM cuando no los pueden comprar.
  • RTM Mujeres de Esperanza tiene una presencia digital en RTM360 para mujeres que buscan esperanza a través de internet y medios sociales.
  • Los equipos de RTM Mujeres de Esperanza visitan a los refugiados que viven en campamentos, animándoles con las buenas noticias que no están solas y que Jesús está cerca.
  • Las intercesoras de RTM Mujeres de Esperanza están orando en más de 85 diferentes idiomas en 100 países por las necesidades de mujeres alrededor del mundo y a través de las generaciones.

Este mes por favor continúa orando por nuestros equipos que están alcanzando cada día a mujeres que están sufriendo. Podamos levantarnos juntas orando y creyendo que Dios escucha nuestros ruegos y ve y sabe lo que necesitamos aún antes que se lo pidamos. (Mateo 6:8) En Él nuestros corazones se regocijan,

Dra. Peggy Banks
Directora Ministerio Global
RTM Mujeres de Esperanza

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.